1950: SILLA CH24 (WISHBONE CHAIR) DE HANS WEGNER

Ya hemos visto en más de una ocasión cómo muchos de los diseños del maestro de las sillas, el ebanista danés Hans J. Wegner, se han acabado convirtiendo en iconos del mueble del siglo XX.

En esta ocasión veremos la que es probablemente su silla más conocida, apreciada y utilizada en diseño interior: La silla CH24, también conocida como “Silla Y” o “Wishbone Chair” por la característica forma de su respaldo (wishbone significa clavícula en inglés).

La silla CH24, un modelo de 1950, es en realidad una evolución de la China Chair, diseñada por el propio Hans Wegner seis años antes, y de hecho guarda con ella una apariencia similar. Wegner nunca pudo entender que justo este modelo se hubiera convertido en el de mayor éxito, pues consideraba que su respaldo no era el más cómodo de todos los que había fabricado, a pesar de tratarse de una silla ergonómica que permite sentarse con la espalda recta y moverse con total libertad.

A pesar de ello, esta ligera y atractiva silla de comedor resulta de una comodidad manifiesta. Fiel a sus principios de simplicidad y funcionalidad, Hans Wegner construyó esta silla para que resultara resistente pero con apariencia liviana, lo que junto a sus formas orgánicas la hace perfecta para decorar cualquier estancia y darle un toque de elegancia a cualquier entrada, comedor o escritorio donde vaya situada.

Diseñada íntegramente en madera, a excepción de su asiento en mimbre natural, hoy en día la firma Carl Hansen & Son sigue fabricándola en exclusiva, con un proceso de elaboración especialmente cuidado lleno de controles a lo largo del mismo. Y es que aunque no lo parezca, fabricar esta grácil pieza conlleva más de 100 pasos.